Psycho-Pass

Título original: Psycho-Pass (サイコパス)

Director: Naoyoshi Shiotani, Katsuyuki Mutohiro

Guionista: Gen Urobuchi

Duración: 22 capítulos

Psycho-Pass nos muestra un futuro aparentemente ideal donde el sistema no solo funciona y provee al hombre de todo lo que necesita, sino que además tiene la capacidad de medir a partir de diversos factores como la personalidad, la genética y las creencias su “psycho-pass” que indicaría con un número y un color un coeficiente de maldad y criminalidad.


Esta serie nos va mostrando a través de distintas personalidades la complejidad de la dicotomía bien y mal, siendo ambas bastante cuestionables. La protagonista, Akane Tsunemori, es un ejemplo de lo anterior, ya que se nos presenta como una persona con un buen puntaje quién nunca se turba por nada ni si quiera en momentos críticos. Ella es una inspectora de policía que en conjunto con otros inspectores y ejecutores buscan a criminales en potencia a los que el sistema Sibyl busca rehabilitar o exterminar dependiendo de qué tan oscuro estén sus pycho-pass. Los ejecutores también son criminales en potencia que resultan ser una paradoja dentro del sistema ya que ellos son quienes entienden mejor como piensa un criminal, pero ellos mismos son personas sin moral siendo varios de ellos expolicías que en determinadas circunstancias se dejaron llevar por sus emociones o que por ciertos motivos perdieron una noción bien establecida de lo correcto e incorrecto. Los inspectores y los ejecutores manejan armas llamadas “dominadores” que solo pueden dispararse contra personas que tengan un alto índice de criminalidad, si el sistema determina que el blanco todavía puede rehabilitarse solo inmoviliza y en el caso contrario dispara a matar.


En una sociedad donde el sistema elige quienes pueden ocupar tal o cual trabajo y donde todo lo que no entre en el sistema se relega, nos hace reflexionar sobre la libertad del hombre, sobre todo si está relacionado con sus deseos o sus pasiones, en ese sentido, la serie pone en duda la necesidad de relegar todo lo que provenga del mal, mostrándonos personajes que su mala puntuación estaría también asociado a la genialidad, la inteligencia, la capacidad de pensar diferente, a ciertas dotes artísticas o incluso a altos ideales.


Psycho-pass es una serie necesaria en un mundo en el que todo está sistematizado, sino por el estado por los mass media en el que hasta los arquetipos de las personas aparentemente diferentes o especiales están estereotipadas y nos hacen creer en una supuesta libertad ilimitada, está serie nos invita a reflexionar sobre nuestra propia realidad y los sistemas en los que estamos inmersos.

  • Negro Twitter Icono
  • Negro del icono de Instagram
  • Negro del icono de Spotify